CUBA-EE.UU.

Piden levantamiento del bloqueo contra Cuba
 
Los senadores demócratas estadounidenses Claire McCaskill, Amy Klobuchar y Mark Warner expresaron en La Habana su posición a favor del levantamiento del bloqueo económico, comercial y financiero que Washington mantiene contra Cuba hace más de cinco décadas.
Esa política de sanciones unilaterales es considerada por las autoridades cubanas como el principal obstáculo para la normalización de los vínculos entre los dos países.
En una conferencia de prensa celebrada en el Hotel Nacional, los legisladores se mostraron satisfechos por la visita que acaban de concluir a Cuba y los contactos que sostuvieron con el Gobierno y pueblo de la Isla.
Warner reconoció que Cuba enfrenta muchos desafíos hacia la normalización de los vínculos con Estados Unidos y uno de los obstáculos principales es que Washington la mantiene en la lista de países que según el Departamento de Estado auspician el terrorismo.
Recordó que las agencias federales norteamericanas realizan un estudio para determinar si se excluye a Cuba de ese listadocalificado de unilateral y espurio por las autoridades cubanaspero señaló que no tiene elementos para decir cuándo concluirá ese proceso.
Warner añadió que junto a sus colegas pudo reunirse con "un amplio espectro de la sociedad civil cubana" y señaló que el estado de Virginia, al cual él representa en el Senado, fue de los primeros en iniciar negocios con Cuba en el 2002.
McCaskill, que representa al estado de Missouri, destacó que la visita tuvo como objetivo principal intercambiar directamente con los cubanos sobre el impacto de la histórica decisión anunciada por los presidentes de las dos naciones el 17 de diciembre pasado de restablecer las relaciones diplomáticas.
La senadora calificó de positivos los contactos que sostuvieron la víspera con el canciller Bruno Rodríguez y la directora general de Estados Unidos del MINREX, Josefina Vidal.
Señaló que quedó impresionada en particular con la visita a la Zona Especial de Desarrollo de Mariel, al oeste de La Habana, y las perspectivas que esta ofrece para los futuros intercambios comerciales entre Cuba y Estados Unidos, particularmente en el sector de la producción agrícola.
Por su parte, la senadora Klobuchar, de Minnesota, destacó la importancia del proyecto de ley bipartidista que ella presentó en el Senado el 12 de febrero pasado, que prevé eliminar las restricciones del bloqueo referidas al comercio, los viajes y la transportación marítima, entre otros aspectos.
Afirmó que Cuba también tiene mucho que ofrecer, porque no solo Estados Unidos se beneficiará de una relación estable en el futuro, tras el restablecimiento de las relaciones diplomáticas y la eliminación de las sanciones unilaterales de Washington que impiden el comercio.
La legisladora destacó la significación que tendrá el turismo para las dos naciones vecinas, cuando se logren eliminar las restricciones del Gobierno estadounidense que impiden a los norteamericanos viajar libremente a Cuba.
Agregó que desde su presencia en el subcomité del Senado que atiende esa esfera, dará a conocer a sus colegas la importancia que tiene el mejoramiento de las relaciones con nuestro país para el desarrollo de dicha actividad.
 
Excluir a Cuba de países terroristas
 
Por su parte, un funcionario del MINREX, declaró a Granma que permanecer en el listado de países terroristas no sólo constituye un acto simbólico, sino que tiene consecuencias legales que implican restricciones a las exportaciones, comercio, ayuda al desarrollo, créditos y otros.
Las entidades financieras de terceros países son reacias a realizar las transacciones de los incluidos en la lista, por temor a sanciones de Washington, como le sucedió el año pasado al banco francés BNP Paribas, al que le impusieron una multa de más de ocho mil millones de dólares por realizar negocios con Sudán, Irán y Cuba.
Esto constituye una aplicación extraterritorial de las regulaciones de Estados Unidos, añade el artículo.
En el caso cubano, casi todo el costo económico de estar en la lista queda subsumido por el bloqueo, pues nada de lo que prohíbe es permitido por el resto de las sanciones anticubanas, aunque la presencia injusta de Cuba en esa relación ha servido para intensificar la aplicación de las sanciones unilaterales contra la Isla.
El propio informe del Departamento de Estado refiere que para designar a un patrocinador del terrorismo, se debe probar que el país apoya repetidamente actos de ese tipo.
No obstante, el reporte anual más reciente que data del 30 de abril del año pasado, admite, como en ocasiones anteriores, que "no hay información de que el Gobierno cubano haya suministrado armamento o entrenamiento paramilitar a grupos terroristas".
Además, el texto reconoce que "Cuba apoyó y auspició negociaciones entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia - Ejército del Pueblo y el Gobierno con el objetivo de lograr un acuerdo de paz entre ambas partes".

Categoria: