Luz de Revolución, vitral de Mario Gallardo para Cuba.

Con motivo del 94 cumpleaños del Comandante en Jefe Fidel Castro, la Embajada de Cuba en México estará publicando una serie de trabajos para acercarnos al artista Mario Gallardo, autor de las obras que embellecen nuestro salón Granma y del vitral Sol de América en el Palacio de la Revolución. En esta oportunidad se publica entrevista realizada al artista por José Camilo López Valls, cubano residente en México.

Autor: José Camilo López Valls

Agosto 13, 2020

El artista Mario Gallardo Muñoz [La Habana, 1937] es el autor el vitral SOL DE AMÉRICA REVOLUCIÓN ubicado en el Palacio de la Revolución hace más de 40 años; Escenario de múltiples eventos entre ellos las mesas redondas presidenciales, donde los cubanos han sido informados de los acontecimientos más trascendentales en su etapa reciente.

La profesora Hortensia Montero lo confirma entre los artistas jóvenes de entonces que participaron en el Salón de Mayo en el Pabellón Cuba, 1967 en su artículo: Itinerario del mural colectivo del XXIII Salón de Mayo (1) quien relata: "En el verano de julio, en 1967, Cuba es escenario de la primera presentación del Salón de Mayo en América, con la intervención y el apoyo de Wifredo Lam como ente activo de este magistral proyecto. Este hecho constituye un acontecimiento trascendente, así como una rica experiencia artística y política, de una dimensión extraordinaria para nuestro país. Los artistas invitados a la inauguración de este memorable evento estuvieron presentes en el acto por el 26 de Julio celebrado en Santiago de Cuba".

Gallardo actualmente reside en Ciudad de México y a través de la oficina cultural de la Embajada cubana ha accedido a responder algunas preguntas.

Mtro. Mario Gallardo cómo se vincula usted al proyecto del vitral en el Palacio de la Revolución?

Un gusto sin lugar a dudas comunicarme con los lectores cubanos y responder sus preguntas. En enero de 1979 el Ministerio de Cultura, a través de su Dirección de Artes Plásticas y Diseño, convocó al Concurso Nacional de proyectos para un vitral en el Salón de Recepciones del Consejo de Estado de Cuba.

 

Me interesé en participar al igual que un numeroso grupo de artistas y fuimos invitados a visitar el lugar donde se instalaría el vitral ganador. Cuando llegamos, para mí fue muy emotivo el hecho de encontrarme frente al gran ventanal, momento en que tuve la sensación y la visión que ese espacio abierto tan atractivo estaba reservado para mi obra futura: un sol radiante de mi pintura cósmica.

Inspirado en esta imagen inicial la abordé en el diseño del proyecto-vitral. Concluido en todas sus fases, consideré lista la propuesta para ser entregada al concurso en el que resultó premiada por un jurado integrado por René Portocarrero, Antonio Quintana, Joaquín Galván, Gonzalo González y Fernando Salinas. Supe de manera confidencial que, en la etapa de revisión del proyecto en el Consejo de Estado, fue supervisado por Fidel.

Cómo se realiza el vitral Sol de América Revolución?

Un equipo de técnicos del taller de vitrales, tuvieron a su cargo la realización del vitral a partir de mi diseño. El vitral se comenzó el martes 12 de junio de 1979 y se terminó a finales de agosto del mismo año.

El vitral monumental mide 4,60m de altura x 6,35m de largo, dividido en 35 secciones que contienen 3,050 piezas de vidrios transparentes en amplias y brillantes gamas de colores.

Desconozco cuando se inauguró, sí sé que el Salón de Recepciones del Consejo de Estado fue inaugurado en 1979 con motivo de la VI Cumbre del Movimiento de países no alineados efectuado en La Habana del 3 al 9 de septiembre de ese mismo año. El vitral ya estaba colocado en ocasión del evento y pienso tal vez que el vitral se inauguró al mismo tiempo del Salón de recepciones, pero no lo puedo asegurar.

Hubo más de un contratiempo con los vidrios y los colores exactos pero se fue solucionando en la marcha. Se construyó en un taller de la EMPROVA (2) en calzada y 10 del barrio El Vedado.

El equipo de vitalistas que tuvieron a su cargo la realización, lo integraron Nelson Marichal como director técnico, Mariela Fajardo, Orquídea Núñez, Rosa María de la Terga, Nidia Mayor, Elsa Illás y Ernesto Muñoz. Por mi parte ejercí la dirección artística y además me ocupé de la supervisión en general del desarrollo del vitral siguiendo mi diseño.

Para poder disponer de todo mi tiempo en el taller durante el trabajo del vitral, solicité a la dirección del periódico Juventud Rebelde, se me concedieran mis vacaciones atrasadas, las que me fueron dadas. Por entonces yo laboraba en ese diario nacional como dibujante ilustrador periodístico y diseñador gráfico. El permiso para mí fue muy valioso al estar liberado de esas ocupaciones, mi mayor interés se centró en el vitral que no debía perder de vista.

Y cómo usted siendo un artista con una experiencia limitada a dibujante comercial y publicitario decide arriesgarlo todo para asumir un complejo proyecto de mural en vidrio?

En relación con mi vínculo al vidrio y al vitral como expresión artística, por primera vez se produjo a mediados de la década de los 50, cuando en muchas ocasiones acostumbraba a visitar la iglesia de Reina en la Habana para admirar y recrear sus maravillosos vitrales que tanto me impactaban. Atracción que despertó en mí inquietudes y emociones, reflejándose en mi desarrollo artístico en los años siguientes. Estando, estudiando dibujo, pintura e historia del arte en la academia San Alejandro 1962-1966, me fui compenetrando con los vitrales de las catedrales Góticas; desde entonces mi vocación de pintor en crecimiento se fue enriqueciendo paralelamente investigando el arte de los vitrales.

Me es oportuno añadir, que, en 1976 dirigí y supervisé en un taller de técnicos en plásticos en la ciudad de México, la construcción de una obra mural a escala monumental concebida en láminas de plástico transparente a color (acritral) creación del gran pintor cubano Mariano Rodríguez, para el frente del nuevo edificio de la Embajada de Cuba en México.

En 1984, diseñé y supervisé la realización de un vitral de dos mil piezas de múltiples colores colocado en un ventanal de la Casa de la Cultura cubana en Praga.  El vitral se inauguró el 31 de octubre de 1984, en la jornada de la Cultura cubana celebrando el cuarto aniversario del vuelo conjunto Cuba -- URSS.  En este evento presenté una exposición individual de mis dibujos cósmicos que dediqué al coronel Arnaldo Tamayo, primer cosmonauta cubano y de Latinoamérica quien viajó en el vuelo espacial conjunto Cuba -- URSS (1981).

Por invitación del Gobierno de México en 1998, diseñé el “Vitral Universal México el Abrazo Eterno” cuya dimensión es de 24 metros cuadrados. La obra se encuentra emplazada en el auditorio del Instituto Nacional de Migración y representa simbólicamente la migración en México.

A pesar de su exitosa carrera internacional, hasta donde Cuba sigue siendo parte de esa luz cotidiana para la creación?

Siempre estoy de una manera u otra en contacto con Cuba.  Mis pinturas se encuentran colocadas de forma permanente en el salón Granma de la Embajada aquí en México a partir de la exposición “40 Aniversario del Granma” de 1996. Es un tríptico, acrílico sobre lienzo sujeto a bastidores de madera donde retrato a Fidel, a Martí y dibujo al yate Granma. Las tres secciones unidas como un solo cuadro miden en total 1.80 metros de alto por 5.50 metros de ancho.

Sería un privilegio a mis 83 años regresar a exhibir mis trabajos contemporáneos en La Habana, impartir talleres, visitar escuelas de arte. Compartir mi experiencia. Gracias.

Gallardo se reconoce cómo un pintor de la ciencia ficción – cósmica y ha acuñado el denominativo Macrocosmismo. Ha realizado 86 exposiciones individuales y exhibidas en más de 700 colectivas, efectuadas entre numerosos museos y prestigiosas galerías de unos 37 países de América, Europa, Asia y África.

Trabaja diversos formatos y soportes de las artes visuales pintor muralista, pintor de caballete, dibujante, litógrafo, diseñador de vitrales, dibujante ilustrador periodístico y además ejerce la crítica de arte.

El libro "Memoria: Artes Visuales Cubanas del Siglo XX". [3] lo incluye entre los 473 artistas documentados.

El Museo Nacional de Bellas Artes de Cuba exhibe una de sus obras como parte de la muestra permanente de los fondos de arte cubano.

 

(1)  Artoncuba, octubre de 2017

(2)  Empresa de Producciones Varias del Consejo de Estado.

(3)  Memoria: Artes Visuales Cubanas del Siglo XX, Autores: José Veigas, Cristina Vives, Adolfo V. Nodal, Valia Garzón, Dannys Montes de Oca. Publicado por California/ International Art Foundation, 2003.

Categoria: