Mensaje de la Asociación “La Estrella de Cuba” en Alemania sobre la inminente paso del huracán Irma a nuestro país

Alemania,

8 de noviembre de 2017

Estimados/as compatriotas:

Como seguro ustedes ya están al tanto, dentro de unas horas muy posiblemente nuestra Querida Patria será alcanzada por ese monstruoso huracán, todos estamos con nuestros corazones puestos allá, pensando en familiares, amigos, pueblo en general.

Como coincidencia llegará, el mismo día en que muchos cubanos celebran la aparición de La Caridad del Cobre, una de las advocaciones  marianas más queridas por nuestro pueblo. Creo que  es pertinente que los cubanos retomemos esté gran símbolo de unidad y pidamos por nuestra isla, porque los estragos sean los menos posibles, porque se apiade de los más necesitados.

Sabemos que nuestro Gobierno toma muy en serio estos acontecimientos y prioriza la protección de la población, pero nunca está de más también pedir por la misericordia de los entes y misterios espirituales.

Les copio esta oración a la Virgen, para quienes sientan el deseo de poner en sus manos sus oraciones:

"Virgen Santísima de la CARIDAD, viajera celestial que sobre las espumas de las riberas de Cuba vagabas risueña mostrando la Cruz; blanca azucena que flotabas en las olas del océano para revivir con tu suave perfume al desgraciado náufrago que sin Ti pereciera, y si Tú, rutilante estrella, no derramaras tu lumbre bendita en sus afligidos ojos, Reina de la esperanza que tendiste tu ancla de oro a los tres pescadores cuando ya desesperados se sumergían en el embravecido mar.

¿Cómo no has de escuchamos cuando a tus plantas llegamos de rodillas este día que celebra la Iglesia tu nombre de mor, en que conmemora Cuba tu milagrosa aparición y en el que derramas todos tus favores? No es posible deje de ser amparado todo él que se acerque a tu hermosa canoa, cargada hoy de gracias y comisionados por tus tres Juanes para repartirlas.

¿Quién mejor que Tú puede conocer las penas de la tierra?

¿No es verdad, Madre mía que vas a escucharnos y a consolarnos en las penas que nos afligen?

¿Quién en verdadera tribulación te ha llamado con verdadera fe que prontamente no haya sido consolado por Ti, corazón misericordioso?

Así. Madre adorable, vuelve, a nosotros, tus blandos ojos siempre que hiciéremos este rezo; y alcánzanos del Todopoderoso la gracia particular que hoy te pedimos ( Petición). Amén "

Que Dios bendiga a nuestro Pueblo,

José Conde (Asociación La Estrella de Cuba)

Categoria: