Trump y Rubio se pasan de rosca.

Por Max Lesnik, Réplica  de Radio-Miami

De tanto apretar las tuercas  contra Cuba. la administración Republicana del Presidente Donald Trump se ha pasado de rosca y  están  provocando  con   el  recrudecimiento del Bloqueo a la isla,  un efecto contrario al que buscan.

El Presidente Trump  está “embarcado” en una política  de agresión  contra Cuba llevado  de la mano  por  Senador floridano Marco Rubio que piensa equivocadamente  que apretando a Cuba y a su pueblo el voto cubano se volcará  en las urnas para votar  en favor  del Partido Republicano en La Florida,  que es uno de los  Estados  decisivos  en esta contienda  por  la  presidencia  de la nación norteña.

Nada más erróneo, puesto que para los  cubanos la familia es lo  primero y todas  estas medidas anti-cubanas del  gobierno del Presidente Trump aumentan el  sufrimiento  del  pueblo cubano tanto a los  se  allá  como a los  que viven  a  este lado  del estrecho de La Florida.

No quiero  exculpar  al Presidente Trump de su gran  responsabilidad en esta política  genocida que se está  llevando a cabo contra  Cuba y su pueblo,  pero  quizás  dada  su ignorancia sobre lo que es el  tema  cubano, lo que hace su  administración  en  cuanto  a la política hacia  la  isla  caribeña  esté dictado  más bien  para complacer  con  ello  el revanchismo del  Senador Marco Rubio contra  su pueblo  de origen, en la esperanza  de que  ello se traduzca  en votos  cubanos  en el sur de La Florida  que  lleve a  los  Republicanos  a la victoria  en las urnas y en  consecuencia a  la reelección del actual vecino  de la Casa Blanca.

Si este es el  caso, veremos  una  segura victoria  Demócrata  en la  Florida, puesto  que no  se gana el  voto  de los cubanos  implementado  medidas genocidas  que hacen sufrir  al pueblo  cubano. No creo que a estas alturas  del  juego electoral el Presidente Trump  vaya  a cambiar  de  rumbo con respecto a Cuba, pero alguien  debiera  decirle al Presidente que si espera  ganar La  Florida siguiendo los  consejos  de Marco Rubio, lo que ocurrirá  será todo  lo  contrario, a lo que habría  que añadir  que  Marco Rubio  no tiene  en  juego  su senaduría  en los  comicios  del  2020  sino  en el   año 2022.  Y  como dice un viejo refrán,  el  que  empuja  nunca  se da golpes.

Donad Trump y Marco  Rubio  con respecto a Cuba, se han  pasado  de rosa. ¡Ya veremos  el  resultado en las urnas!

Categoria: