Vacuna cubana para cáncer de pulmón, una puerta al futuro

Por Vivian Collazo Montano
Los avances de la genómica y el conocimiento de las alteraciones moleculares que provoca el cáncer han abierto la puerta al desarrollo de novedosos fármacos  encaminados a incrementar la supervivencia y calidad de vida de los afectados.

Las nuevas terapias basadas en productos biotecnológicos -anticuerpos monoclonales y vacunas- pueden transformar el cáncer avanzado en una afección permanente.

Son tratamientos que se enfocan hacia la especificidad, larga duración, poca toxicidad, uso combinado y son factibles de aplicar, aseguró a Correo de Cuba el doctor Agustín Lage, director del Centro de Inmunología (CIM), ubicado en el polo científico de La Habana.

Aseguró que cada vez es superior la curación, sobrevida e inserción social de los pacientes afectados como resultado del quehacer científico.
En ese camino se encuentra CIMAvax-EGF, una vacuna terapéutica para tratamiento del cáncer de pulmón de células no pequeñas, desarrollada en Cuba por especialistas del CIM.

Las investigaciones realizadas con la vacunaúnica de su tipo en el mundohan demostrado que el producto es efectivo y mejora la calidad de vida de las personas tratadas, aseveró, Elia Neninger, especialista en oncología e investigadora principal de los estudios clínicos del compuesto.

Ensayos realizados por cerca de 20 años permitieron demostrar que el producto es seguro y aumenta la sobrevida, acotó. Sin embargo, recordó que la vacuna debe ser aplicada sólo en individuos diagnosticados con cáncer de pulmón de células no pequeñas en estadios avanzados una vez hayan terminado la primera línea de tratamiento con quimioterapia y presenten una respuesta o control de la enfermedad.

“Son ellos los que mejor se pueden beneficiar”, aseveró.
“Existen ventajas para este grupo de pacientes y de estos resultados se derivarán nuevas acciones terapéuticas, como es el caso de un estudio realizado para analizar la concentración de EGF como predictor de respuesta”, dijo.

Expresó que Cimavax-EGF está registrada en Cuba desde el 2008, se encuentra incluida en el cuadro básico de medicamento y en breve pasará a las guías de tratamiento de cáncer.

Resaltó que en la actualidad se realizan otros ensayos para nuevas combinaciones y esquemas terapéuticos, así como para su aplicación en otras localizaciones de cáncer, ejemplo, de próstata, pero consideró que todavía hay mucho por investigar en pos de mejorar la calidad de la terapéutica.
El compuesto, que provoca una respuesta inmune y no tiene efectos severos, está registrado también en Paraguay y Perú y se encuentra en curso de acciones regulatorias en Argelia, Colombia, Vietnam, Sri Lanka, Venezuela y Angola.

En los próximos 20 años, el número de nuevos casos de tumores malignos aumentará en todo el mundo, debido fundamentalmente al envejecimiento de la población, el elevado número de fumadoresactivos y pasivos— y los estilos de vida poco saludables.  

Sin embargo, especialistas aseguran que en un futuro no muy lejano el diagnóstico y tratamiento de las más de 200 enfermedades que se engloban bajo el término cáncer experimentará una auténtica revolución.

Pero para ello, es necesario un cambio en el paradigma clínico y en el enfoque de esta enfermedad, es decir, considerar al cáncer avanzado como una enfermedad crónica, incurable, pero controlada, dijo a Correo de Cuba el doctor Agustín Lage, director del CIM.
“Las personas preguntan por la curación de los tumores malignos, es verdad que hay algunos que se pueden curar pero la evolución de la ciencia va en el camino de la cronicidad, del control, que es lo que ocurre con la diabetes, la hipertensión arterial, la artritis.

“Son enfermedades tan incurables como el cáncer pero hay tratamientos tan eficientes que las hacen controlables, aseveró. Pero estamos seguros que con las neoplasias sucederá lo mismo, y cada vez veremos más pacientes con tumores compatibles con una buena calidad de vida”, acotó el doctor Lage.
Destacó que el peso de la enfermedad oncológica en la población está cambiando, no porque haya más cáncer sino porque las personas viven más años.

“Los tumores malignos, igual que otras enfermedades como las cerebrovasculares y cardiacas aumentan con la edad, por lo que en la medida que tenemos más personas en edad avanzada habrá mayor prevalencia de cáncer”, dijo.

El cáncer es una de las principales causas de muerte en el mundo y uno de los más importantes retos para la investigación médica. La inmunoterapia se presenta como uno de los nuevos y más prometedores tratamientos contra esta enfermedad, de ahí que el CIM realiza renovados esfuerzos dirigidos a potenciar esta rama, concluyó.
 

Categoria: